El 10 de diciembre de 2014 entró en vigor el título preliminar, el Título I y el Título III de la Ley 19/2013, de 9 de diciembre, de “Transparencia, acceso a la información pública y buen gobierno”, cuyos objetivos son ampliar y reforzar la transparencia de la actividad pública, regular y garantizar el derecho de acceso a la información relativa a esta actividad, y establecer las obligaciones de buen gobierno que deben cumplir los responsables públicos, así como indicar las consecuencias derivadas de su incumplimiento.